Menu

Blog

Volver al listado

Consejos para llevar una vida Clever

Sin titulo 21 1014x487

Sentirse Clever. Verse Clever

Una de las características de los hombres Clever es su estilo de vida saludable. Seguramente desde pequeño te han dicho que hay que come bien, hacer ejercicio, estar en forma, pero esto va más allá de que nos veamos gordos, delgados o atléticos: es algo que incide directamente en nuestro bienestar, nuestro estado de ánimo, incluso la forma en la que nos relacionamos con los demás.

Un cuerpo atlético resulta atractivo para muchas personas, pero independiente de lo sexy que se vea un abdomen definido, esto capta nuestra atención porque inconscientemente lo relacionamos con un cuerpo saludable. Tal vez habrás notado que además las personas que hacen ejercicio regularmente y que tienen una buena dieta son personas más seguras, más sociables y, sobre todo, más saludables, pues su estilo de vida hace que su sangre se oxigene y que sus pensamientos fluyan de manera más efectiva, lo cual se traduce en una mejor calidad de vida.

Así que sin importar si te gusta o no exhibir tu cuerpo, ten en cuenta las siguientes recomendaciones para que tengas una vida más saludable:

  • Hidrátate. Toma agua varias veces en el día; si no estás acostumbrado a hacerlo, empieza gradualmente.
  • Haz ejercicio regularmente. ¿Eres de los que cree que ir a la ciclovía los domingos es suficiente? Si bien es un buen hábito, medio día no basta para compensar lo que el cuerpo necesita durante una semana; por eso trata de hacer ejercicio al menos tres veces a la semana.
  • ¡Hacer abdominales no lo es todo! Y tampoco flexiones (o velitas, como se conoce popularmente). Al hacer esta actividad estás fortaleciendo tus músculos, pero es muy importante que hagas actividades de cardio para quemar la grasa innecesaria de tu cuerpo. Trota, monta en bicicleta, ¡baila mucho!
  • ¿Juegas fútbol dos veces por semana con tus amigos? ¡Entonces haz mucho más ejercicio! Cuando juegas fútbol o haces algún deporte regularmente y no preparas tu cuerpo para esto, puede resultar contraproducente para tu cuerpo y puedes lesionarte fácilmente. Así que a inscribirse a un gimnasio para que un instructor de dé un plan de entrenamiento (ojo, no hacer ejercicios por hacer), y así acondicionarás tu cuerpo para la práctica deportiva.
  • ¡Diviértete mucho! Sal a correr, juega con tus hijos, sobrinos, primos, etc.; baila, monta en patines. Haz cualquier actividad lúdica-recreativa que te permita ejercitarte mientras te diviertes.
  • ¡Lee! ¿Has escuchado la frase “Mente sana en cuerpo sano”? No podemos trabajar solo en nuestro cuerpo y descuidar la mente, ¡y viceversa! Si lees mucho, pero no te ejercitas, estás descuidando la mitad de tu ser.

Si sigues por lo menos la mitad de estos consejos, empezarás a notar cómo tu vida se vuelve más dinámica, cómo te sientes más relajado, alegre y tranquilo. Porque para verte Clever tienes que sentirte Clever. Por eso, a trabajar en tu vida con inteligencia.